Archivo | septiembre, 2008

IKUFO

11 Sep
Victor me pidió que escribiera sobre las mujeres que defienden a los hombres que destrozan sus vidas. Prometo hacerlo, pero ahora no puedo.

Se que es poco habitual en mi ,pero prefiero hablar de los hombres que reparan las vidas que otros lastimaron.
Artesanos de caricias, herreros de armaduras intangibles, pacientes sanadores de corazones arañados que dedican sus dedos y su actos  a restaurar las grietas del pasado.

Son personas que entienden que la sinceridad cura, vacía el alma de peso, de lastre innecesario. Que conocen el poder de la palabra y los besos. Que susurran hechizos pegando sus labios a los tuyos.
Nadie sabe cuanto durará el encantamiento. Todo es eterno mientras dura. Después de todo, el tiempo no es más que un invento de los hombres, que se estira caprichoso cuando esperas y que se acorta inmisericorde cuando tienes.

Son chamanes de ilusiones que te regalan nubes cargadas de sonrisas, de besos, de futuro. Conocen el lenguaje de los cuentos y saben viajar hasta tus sueños.

Si el mundo se problara de estos hombres no haría falta soñar con otros mundos.

EL TEST DE LAS BRAGAS

4 Sep
                               
Después de mucho tiempo de paciente observación de las conductas ajenas y propias he descubierto un  T.C.I (Test Casi Infalibre .Digo casi porque siempre hay alguien que se sale de la muestra……traducido, peña rara ) . Dicho test revela con suma precisión el grado de interés que  suscita la pareja/novio/amante/loquesea.
El problema es que solo funciona con especimenes del sexo femenino (siguiendo la línea semántica que está intentando implantar el gobierno quizás sería mas correcto decir especímenas.)Se trata del Test de las Bragas:

Según esta prueba cuasi-científica habría varios niveles de atracción, que irían incrementandose gradualmente segun el grado de C.C.B ( Compra Compulsiva de Bragas) ( Y quien dice bragas, dice sujetadores, bodies, ligueros, tangas de cuero y disfraces de colegiala eh¡).

-Grado I: No consideras que debas cambiar nada. Con lo cómoda que vas tu con tus bragas de goma cedida y color indefinido. Pasas por delante de una tienda de lenceria y nada…en cambio te quedas extasiada en la tienda de bolsos. Quedais una noche….¿Que ropa interior llevas? Que no lo recuerdas¡¡¡ Bingo. Ese tipo no te interesa nada, ni si quiera te has planteado que puedas acabar en su cama.

-Grado II: Eliges las bragas que te vas a poner cuando quedas con él. No son nuevas pero por lo menos las conjuntas con el sujetador. Bueno. Te gusta pero ni es el hombre de tu vida ni vas a vivir una gran pasión con él…para empezar porque tú tampoco te lo curras mucho en los prolegómenos y con esos comienzos mucho te tiene que sorprender el susodicho en la cama para que cambies.

-Grado III: Estas en pleno ataque de CCB ( Compra Compulsiva de Bragas) Has inciado una ardua labor de investigación para ver que color, forma y grado de repollismo le gusta. O no te las compras porque no tienes un duro pero te quedas pegada al cristal como mosca en parabrisas de camión. Si los síntomas son esos esto tiene muy mala pinta (o muy buena, depende).

Grado IV: No solo te las compras….y te dejas medio sueldo y el presupuesto de la pescadería…..sino que además está deseando que te las arranque. Y si puede ser con los dientes mejor.  Resignate, el diagnóstico es que estas loca por  ese tío.

PD: Un poco de frivolidad no venía mal.